SERVILARVI

Se espera que suba aún más la presión fiscal a las empresas españolas

| Área Fiscal / Contable | Servilarvi

presion fiscal

La presión fiscal en España

En un mundo donde la economía y las finanzas son cada vez más complejas, más de la mitad de los responsables de fiscalidad en las empresas prevén que la presión tributaria crecerá este año. Este dato, sorprendente y alarmante a la vez, pone de manifiesto la importancia de estar bien asesorado en materia fiscal.

El Impuesto sobre Sociedades, que en España representó un 2,7% del Producto Interno Bruto (PIB), y las contribuciones a la Seguridad Social, que constituyeron un 9,5% del PIB. En comparación, la media de la Unión Europea (UE) se sitúa en un 3,3% para el tributo corporativo y un 7,1% para las contribuciones sociales. La carga fiscal de ambos impuestos en España, es 1,8 puntos porcentuales superior a la media europea.

Previsiones de crecimiento de la presión fiscal

Según las últimas encuestas, más del 50% de los responsables de fiscalidad en las empresas creen que la presión tributaria aumentará este año. Este incremento se debe a diversos factores, entre los que se incluyen las políticas fiscales de los gobiernos y la necesidad de aumentar los ingresos públicos.

n el año 2023, la recaudación fiscal en España alcanzó un nuevo máximo histórico, superando las cifras registradas en 2019, el año previo a la pandemia, en aproximadamente 50.000 millones de euros. El Instituto de Estudios Económicos (IEE), una entidad de investigación asociada a la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), presentó su informe “Competitividad Fiscal 2023” el miércoles, en el que criticó las elevadas cargas fiscales impuestas a las empresas. Según el informe, la presión fiscal en España alcanzó el 38,3% en 2022, lo que representa una disminución de 3,8 puntos porcentuales en comparación con la media de la Unión Europea, según los datos proporcionados por Eurostat. Esta brecha ha ido disminuyendo en los últimos años.

Las principales causas de este aumento es la necesidad de aumentar los ingresos de la SS, frente al aumento de gasto previsto para esta década, y el fin de las ayudas creadas para la situación del COVID-19

Consecuencias del aumento de la presión fiscal

El aumento de la presión fiscal tendría diversas consecuencias. En primer lugar, afectaría a las empresas, que tendrían que hacer frente a una mayor carga tributaria. Esto podría repercutir en su competitividad y en su capacidad para generar empleo. Además, este cambio normativo entraría en vigor a partir del próximo ejercicio fiscal. Estas serían las principales consecuencias a nuestra economía:

  1. Impacto en la economía corporativa: La carga fiscal, tanto en su incremento como en su disminución, tiene un impacto directo en la economía de las entidades de todos los tamaños. En el contexto español, el foco está en el Impuesto sobre Sociedades, que se ha convertido en un punto central de debate.

  2. Gravamen de la situación nacional: El Impuesto sobre Sociedades es el tributo que más gravita sobre la situación nacional, especialmente cuando se compara con la presión fiscal en los países europeos circundantes.

  3. Contribuciones a la Seguridad Social: En España, las contribuciones sociales a la Seguridad Social representan un 25,2% del total recaudado, mientras que la media de la Unión Europea se sitúa en el 17,7%.

  4. Pérdida de competitividad fiscal: Según el Índice de Competitividad Fiscal del IEE, España se situó en 2023 entre las economías de la OCDE con menor competitividad fiscal.

  5. Recesión y recuperación económica lenta: Esta presión fiscal ha provocado una recesión y una lenta recuperación económica para España, ya que las empresas son las encargadas de articular la producción y el desarrollo económico de la región.

El papel del asesor laboral

Ante este panorama, la figura del asesor laboral adquiere una relevancia crucial. Un asesor laboral puede ayudar a las empresas a entender y a gestionar de manera eficiente sus obligaciones fiscales. Entre las ventajas de contar con un asesor laboral destacan su conocimiento experto de la normativa fiscal, su capacidad para optimizar la carga tributaria y su habilidad para prevenir posibles sanciones. Aquí se detallan algunas de las medidas más efectivas:

  1. Planificación Fiscal: La planificación fiscal es una herramienta esencial para minimizar la carga fiscal. Consiste en la aplicación de estrategias legales para reducir la cantidad de impuestos que una empresa debe pagar.

  2. Revisión de la Estructura Corporativa: La estructura corporativa de una empresa puede tener un impacto significativo en su carga fiscal. Una asesoría de empresas puede revisar esta estructura y sugerir cambios que podrían resultar en ahorros fiscales.

  3. Optimización de Deducciones y Créditos Fiscales: Existen numerosas deducciones y créditos fiscales disponibles para las empresas. Una asesoría de empresas puede ayudar a identificar y optimizar estos beneficios fiscales.

  4. Gestión de Activos y Pasivos: La forma en que una empresa gestiona sus activos y pasivos puede afectar su carga fiscal. Una asesoría de empresas puede proporcionar orientación sobre cómo gestionar estos elementos de manera eficiente desde el punto de vista fiscal.

  5. Cumplimiento Normativo: El incumplimiento de las normativas fiscales puede resultar en sanciones y multas. Una asesoría de empresas puede asegurar que la empresa cumpla con todas las normativas fiscales pertinentes.

  6. Formación Continua: Las leyes fiscales cambian con frecuencia. Una asesoría de empresas puede proporcionar formación continua para asegurar que la empresa esté al tanto de los últimos cambios y pueda adaptarse a ellos.

Estas medidas, implementadas de manera efectiva, pueden ayudar a una empresa a navegar por el complejo panorama fiscal y a minimizar su carga fiscal.